Niño pequeño

Deficiencia de calcio o calcio en una dieta no láctea


Para un crecimiento óseo saludable, el cuerpo de su hijo necesita calcio, vitaminas y otros micronutrientes. Desafortunadamente, en el caso de una dieta no láctea, que generalmente se usa debido a la intolerancia, a menudo hay un problema con la escasez de este ingrediente importante. Una deficiencia de calcio resulta no solo en la fragilidad y fragilidad de los huesos, sino también en irregularidades en el curso de muchos procesos bioquímicos. Entonces, ¿cómo asegurar un suministro adecuado de calcio? ¿Cuáles son las fuentes más importantes de calcio?

Cuando el cuerpo no recibe suficiente calcio. La deficiencia de calcio es peligrosa.

Si el cuerpo, independientemente de si estamos hablando de un niño o un adulto, no recibe la cantidad correcta de calcio con los alimentos, alcanza las reservas acumuladas en los huesos. De esta manera, el calcio se libera en la sangre para que se puedan llevar a cabo procesos bioquímicos importantes. Desafortunadamente, esto da como resultado el debilitamiento de los huesos que, sin calcio, se vuelven más frágiles y propensos a fracturarse.

¿Es la leche la mejor fuente de calcio?

La investigación llevada a cabo como parte del llamado "proyecto chino" por el profesor Cambell dio resultados muy interesantes. Demostraron que en la provincia china, donde la proteína animal rara vez se come, representa solo el 10% de la proteína consumida, las fracturas óseas ocurren 5 veces menos que en los Estados Unidos, donde el consumo de leche y productos lácteos es mucho mayor.

Los científicos creen que este es un argumento importante de que la absorción de calcio de los productos lácteos no es tan buena como pensamos. Una fuente valiosa de calcio también son plantas en las que este ingrediente se produce en combinación con vitaminas (A, C) y otros microelementos que aumentan la absorción de calcio.

Las mejores fuentes de calcio.

¿Qué productos, por lo tanto, proporcionan calcio que se absorbe bien y fortalece los huesos? Contrariamente a las apariencias, estos no siempre son derivados de la leche. Una buena fuente de cal son:

  • sésamo (100 gramos de sésamo contienen 975 mg de calcio)
  • almendras (100 gramos de almendras contienen 239 mg de calcio)
  • amaranto (100 gramos de amaranto contienen 222 mg de calcio)
  • perejil (en 100 gramos 193 mg de calcio)
  • avellanas (en 100 gramos 186 mg de calcio)
  • col rizada (157 mg de calcio)
  • legumbres (frijoles blancos - 163 mg, guisantes)
  • nueces (99 mg de calcio)
  • repollo blanco (100 gramos de repollo contienen 67 mg de calcio)

¿Cuáles son los síntomas de la deficiencia de calcio?

Los siguientes síntomas de deficiencia de calcio pueden ocurrir individual o colectivamente. Que aparezcan depende del nivel de deficiencia de elementos en el cuerpo. Los más comunes son:

  • fatiga
  • dolor muscular y articular
  • fracturas óseas
  • condición débil del cabello, piel y uñas,
  • hormigueo y entumecimiento de las extremidades
  • hemorragias nasales
  • hematomas rápidos

¿Qué más vale la pena recordar?

Una deficiencia de calcio debería hacernos ver si estamos luchando o no con otras deficiencias. La falta de vitamina D puede ser un problema. La vitamina solar es necesaria para que el calcio sea absorbido. Desafortunadamente, una deficiencia de vitamina D es común, es propicio para estar en interiores, sin acceso a la luz solar.

Una deficiencia de calcio también puede ser causada deficiencia de magnesio. La falta de magnesio dificulta la absorción de calcio. Lo encontramos en semillas, nueces, trigo sarraceno, mijo, frijoles y guisantes.

La absorción de calcio también favorece vitamina C.

Es muy importante que la dieta era variada, Dios estaba en varios ingredientes y productos. Solo entonces puede contar con el hecho de que su cuerpo recibe todo lo que realmente necesita.