Representado

¿Una semana en jardín de infantes, segunda semana con enfermedad? 3 pasos para mejorar la inmunidad de su hijo

¿Una semana en jardín de infantes, segunda semana con enfermedad? 3 pasos para mejorar la inmunidad de su hijo


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

El sistema inmunitario del niño. se desarrolla por varios años. Los científicos estiman que funciona como un adulto solo cuando el niño termina 12 años Anteriormente, la inmunidad del niño naturalmente ejercido en respuesta a las amenazas. Cuantas más oportunidades de ejercicio, más capacidad de recuperación tiene la oportunidad de desarrollarse y funcionar de manera más eficiente.

Este proceso puede ser apoyado por acciones sabias. Esto es lo que un padre debe hacer, tanto curativo como profiláctico.

Visitas a la cueva de sal.

La cueva de sal se puede encontrar en prácticamente todas las ciudades, generalmente hay algunas en las más grandes. Las puntas individuales pueden variar en tamaño, pero la apariencia de cada una no difiere significativamente entre sí. Los elementos típicos son la sal, las hamacas, las mantas, la iluminación ambiental y la música natural en forma de sonidos de la naturaleza. A los niños generalmente les gustan los viajes a la cueva de sal, porque pueden llevar moldes, rastrillos o una espátula que les permite jugar en sal como en la arena.

Las cuevas de sal son especialmente útiles en otoño, cuando el clima a menudo caprichoso dificulta la caminata.

¿Qué ventajas tienen las visitas a la cueva de sal? ¿El descanso en la cueva realmente apoya la inmunidad? Resulta que sí. Se ha demostrado que las visitas frecuentes a la cueva de sal tienen un buen efecto en las personas que luchan con secreción nasal frecuente, infecciones del tracto respiratorio superior, y también son buenas para la inflamación frecuente de los pulmones y los bronquios.

Las visitas a la cueva de sal deben tratarse como una gran prevención: los efectos deben ser notables después de aproximadamente 10 sesiones. Visitar la cueva durante la infección no es una buena idea, porque, desafortunadamente, la sal puede irritar las membranas mucosas irritadas de la nariz y la garganta.